Acceso



Items relacionados

Editoriales

Tiendas Online

libros_general_125x125.gif

Redes Sociales

Estamos en Google+

twitter1

@cazadoraromance

Eventos Calendario

Octubre 2014
L M X J V S D
29 30 1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31 1 2
Cuando el amor despierta - Ruth M. Lerga
Críticas
Escrito por Pepa   
Sábado, 24 de Agosto de 2013 09:04

Cuando el amor despierta - Ruth M. Lerga

 

Sinopsis

 

Para evitar casarse con un hombre sesenta años mayor que ella, April huye de Prusia a Londres, donde se hará pasar por una dama de compañía.

 

Julian, único heredero del marquesado de Woodward, ha decidido no casarse ni tener descendencia, para vengarse de su padre.

 

April y Julian se conocen por casualidad. Él cae rendido ante la belleza de April, y ella lo detesta casi al instante por su altivez. Pero él la desea, y no piensa desistir hasta tenerla en su cama. No hay riesgos, es una sirvienta: por más que le obsesione jamás podría hacerla su esposa...

 

 

Valoración

 

En "Cuando el amor perdona", primera publicación de esta autora española, Ruth M. Lerga, con la que ganó el premio Vergara 2011, me quedé con las ganas de saber de la historia de los dos amigos del protagonista. Uno de ellos era Julian, felizmente casado con April, pero del que poco más nos explicó la autora; por fin he podido conocerla.

 

Duras son las escenas que muestran el horror de la infancia vivida por Julian, el menor de cuatro hijos de un cruel marqués. Bajo la influencia de su padre, totalmente desprovisto del más ínfimo de los instintos paternales y cuya brutalidad para el trato con sus propios hijos es imposible que no te acongoje, ha crecido totalmente falto del más mínimo cariño. Apenas tiene relación con sus tres hermanos mayores y vive un poco salvaje y totalmente descuidado en la finca familiar.

 

No es hasta bien entrada la juventud, debido a las seguidas desgracias familiares, que será enviado a Cambridge, cuando conocerá a los que él mismo considerará su familia: sus amigos, Richard y James.

 

Se puede decir que vive anclado en el pasado. Nunca ha superado su infancia, ni tan siquiera lo intenta, la venganza contra su padre ha marcado las decisiones importantes que ha ido tomando en su vida.

 

A pesar de todo, no es desgraciado. Es un hombre jovial que hace de su vida una continua diversión, protagonizando, junto a sus dos amigos, algunas verdaderas locuras. Aunque algo altivo, alardea de no ser un snob, dado el gran trato que durante la guerra en la península tuvo con algunos soldados que estaban a su cargo. Pero, a pesar de que intenta tratar a todo el mundo como a un igual, sin ser consciente de ello, tiene algunas ideas clasistas bastante arraigadas. A pesar de que su carácter, debido a su pasado, resulta en algunos momentos algo frío y distante, tiene otros detalles muy románticos que te conquistan el corazón.

 

La soledad en su infancia es un detalle que comparte con April. La protagonista de esta historia es una mujer fuerte. Las circunstancias le han obligado a ello. Huérfana desde los once años, ha vivido durante muchos años en un internado, en el que debido a su condición de extranjera, fue tratada de una forma cruel por sus compañeras y donde trabó una gran amistad con otra niña. Ahora con dieciocho años, la vida le obliga a separarse de su amiga y tomar una dura determinación. Ha crecido con algunas ideas románticas, sueña con ser escritora y sus ideas tienden al feminismo. Es una mujer independiente, con una gran determinación y capaz de hacer lo que sea necesario para poder vivir sin que nadie le dicte lo que debe o tiene que hacer. Es una mujer dulce, con la particular cualidad de hacerse querer y una gran belleza.

 

"Cuando el amor despierta" narra una historia muy bonita, que me ha parecido bastante creíble y muy bien construida. Algunas escenas te enternecen; otras te enfadan, porque la autora consigue que te sumerjas en el relato. Encuentro el título muy acertado, porque cuando se conocen no salta el flechazo del amor a primera vista.

 

Es de agradecer encontrarse con una novela donde el amor va fluyendo a medida que los protagonistas se van relacionando, donde se puede ver una evolución paulatina en sus sentimientos.

 

Imposible enfadarte con el altivo Julian, quien en ningún momento engaña, desde el principio apunta las circunstancias tal como son. Es el peor de los libertinos, es de los que persisten y no caen irremediablemente enamorados ante la gran belleza de la protagonista. No, sabe muy bien lo que siente, deseo, y no cejará su empeño en conquistarla. Sabe embaucarla y poco a poco, sin que April pueda hacer nada para evitarlo, va rompiendo todas las barreras que ésta intenta imponer a los sentimientos que fluyen, aunque su inocencia le impida ponerle nombre.

 

Sus sucesivos contactos, sin olvidar el papel de sus dos amigos, será lo que provocará que este hombre y esta mujer se enamoren, a pesar de que no era lo que ninguno de ambos buscaba en dicha relación.

 

En mi opinión estamos ante una trama de las de antes. No tiene grandes aventuras, pero tampoco está falta de traiciones, pasiones y males entendidos. Una historia de amor complicada, en la que el orgullo de ambos protagonistas les jugará malas pasadas. Los personajes principales, sus sentimientos y sus ideas, que la autora nos va mostrando, ya sea mediante diálogos o narrando los pensamientos de ambos, son el eje principal. Imposible dejar de admirar la dignidad y fortaleza de la que hace gala April. Firme en sus decisiones y totalmente acordes a sus principios. O ignorar el constante deseo de vapulear a Julian ante su constante intransigencia, a pesar de que se debata constantemente, una delicia asistir a esa lucha interna por ser fiel a las decisiones que tomó en el pasado o luchar por lo que quiere en el futuro.

 

Los personajes secundarios tienen un peso muy importante, hasta el punto de que no sé si tienen tanto como April y Julian. Las escenas entre los "tres mosqueteros", apodo con el que son conocidos cariñosamente los tres amigos, son constantes en la novela y dan un toque de humor. Me encanta James, estirado, y Richard, un supuesto cabeza hueca. Las conversaciones entre los tres amigos, a veces serias, a veces frívolas, pero nunca carentes de ironía, son un ejemplo constante de lo que significa la amistad. Y, cómo no, Lady Johanna, una mujer encantadora adelantada a su época.

 

Ruth M. Lerga ha logrado engancharme con las aventuras de Julian y April. Tiene una forma de escribir muy detallada y descriptiva, en algunos momentos algo engalanada, que a mí, particularmente, me gusta mucho. Tampoco faltan los diálogos para dar agilidad a la narración y un carácter divertido. El vocabulario está muy cuidado e incorpora algunos datos que, aparte de resaltar su documentación, enriquecen la narración y ayudan a acercarte a la historia.

 

A pesar de los continuos obstáculos que los mismos protagonistas ponen a su relación, me ha resultado una historia muy bien hilvanada con un ritmo muy constante y con unos personajes complejos muy bien construidos en la que sus actitudes son bastante coherentes. Quizás lo más complicando haya sido asimilar la fuerza del odio que siente Julian por su padre, pero creo que la autora ha sabido llevar bastante bien el tema, al menos, le da motivos suficientes que justifican su terquedad posterior.

 

Existen varios guiños a la novela publicada con anterioridad "Cuando el amor perdona", no tan solo con la aparición de los personajes protagonistas, cuya relación transcurrirá años más tarde, sino con algunas frases que nos muestras las características más relevantes de su carácter.

 

"Cuando el amor despierta" me ha gustado mucho. A veces, te encuentras con esas novelas en las que, sin que ocurran grandes cosas, la autora, valiéndose de unos fuertes personajes, crea una historia que te atrapa, dulce y bonita.

 

Ahora, sólo me queda esperar a ver cuando publican la historia de James, uno de esos personajes por los que no puedo evitar sentir debilidad, y de Judith. Con la información que la autora ha compartido al final del libro, es una historia que verdaderamente promete.